Cuando se trata de recuperar datos de cualquier teléfono móvil, se pone en uso el método chip-off. Esto quiere decir que se extrae el chip. Se hace cuando no se tiene acceso a la información por medio de la interfaz del usuario. 

Debido a técnicas avanzadas se pueden recuperar los datos móviles que pasan por algún tipo de daño físico o eléctrico, sea esto a causa de un fallo de fabricación o por algo externo, así como también como un problema de firmware, esto último es un microcódigo que se encarga de controlar los circuitos electrónicos del dispositivo. 

A través de la técnica del Chip-off es posible que se recuperen datos de las memorias de flash, como lo son las SD de las cámaras fotográficas, y también recuperar los datos de las tablets y pendrives.

Para hacer una operación de chip-off, se requiere desoldar el chip de memoria de la placa base por medio de una máquina de infrarrojos. Luego, se requiere conectar el chip al lector de memoria flash para que sea posible que se copie su contenido. 

El fin es que se logre una imagen panorámica de la información en su estado bruto, para que finalmente se pueda analizar y se reconstruye por medio de software especializado.

Se debe tener en cuenta que el procedimiento para la recuperación de datos móviles es sumamente delicado e implica mucho trabajo, por lo que se debe usar como último recurso, esto cuando otras soluciones que son menos invasivas son nada aplicables. 

Recuperación de datos del celular móvil LG G4

Hablando de un caso específico, como ejemplo se usó el método chip-off para que se recuperen datos del modelo LG G4, este quedó totalmente inservible ya que se presentó un fallo conocido por parte de la fabricación. 

Desde el 2016, muchos de los usuarios de LG G4 encontraron que el terminal tiene reinicios que son inesperados, además de un sobrecalentamiento.

El origen del problema se trata de que las soldaduras de ciertos componentes de la placa base tienen un deterioro, y el sobrecalentamiento de la misma hace que normalmente se reinicie contínuamente el teléfono. 

El síntoma que se presenta es que el celular móvil empieza a entrar a un bucle de reinicios cuando se enciende, por lo que queda inutilizable y es sumamente imposible para que se acceda a los datos.

La solución en estos casos es el chip-off, esta es la técnica que se usa para que se recuperen los datos del teléfono móvil al cual no se puede tener acceso.

La recuperación de datos de los teléfonos dañados

Para nadie es una sorpresa que los celulares móviles almacenan mucha información que es valiosa, esto debido a su tasa de penetración y uso que es imparable.

Por ejemplo, están las libretas de contactos, los números telefónicos, música, fotos e emails, entre otros. Estos son contenidos que son irremplazables, por lo que si el dispositivo tiene una falla y no se cuenta con una copia de seguridad, se está ante un grave problema. 

Cuando los teléfonos se dañan, los servicios técnicos de los fabricantes van a estar habilitados únicamente para reparar los fallos del aparato, y los datos se pueden perder.

Si se quiere recuperar los datos que se almacenaron en un celular que se estropeó, lo mejor es ponerse en contacto con un laboratorio de recuperación de datos especialista.

En Digital Recovery contamos con los expertos indicados para lograr una recuperación de datos exitosos y sin contratiempos.